Junto con los amigos de Checa, presentamos la Vieja Culiá

Presentamos una nueva cerveza colaboración entre Nuevo Origen y los amigazos cordobeses de Checa.

Esta vez, nos inspiramos en el clásico estilo británico de las ales intensas, largamente maduradas, y le dimos una vuelta de tuerca.

La Vieja Culiá fue directamente fermentada en barricas de primer uso de roble americano y francés, y luego criada durante cinco meses más en los mismos toneles. El resultado es una cerveza de color rojo profundo, 7% de alcohol y un perfil aromático en donde dominan las notas dulces del coco, el caramelo, los frutos secos y la vainilla.

Pocos litros y una edición limitada colaboración pensada para disfrutar de a sorbitos.